Si eres un aficionado del café y muy selectivo con el que vas a tomar, seguramente preferirás el café recién molido. Aunque el café instantáneo está en tendencia porque es muy sencillo de preparar, para otros no existe nada como tener su propia maquina moler cafe en casa.

Para muchas personas, el día no comienza sino hasta después de tomar una taza de café en la mañana. Otros encuentran en tomarse un café, una buena excusa para relajarse y para compartir una conversación con amigos.

Si tu interés en el café te ha llevado a conocer diferentes, granos, técnicas de preparación y combinaciones, ya debes saber que un café recién molido sin duda es una experiencia totalmente diferente y por mucho, mejor.

Si le preguntas a un barista, te dirá que la máquina para moler café es indispensable en cualquier restaurante, pero también es posible tener una en casa para que puedas disfrutar del café más fresco, con todas las ventajas que tiene cuando está recién hecho.

¿Estás pensando comprar una de estas máquinas? Si todavía no has tomado la decisión y quisieras saber si realmente vale la pena, a continuación encontrarás algunas razones que quizás te animen a comprar una máquina para moler café.

Mejor aroma y sabor

Los granos de café pueden conservar mucho mejor su aroma y sabor en comparación a cuando se guarda el café molido. Por esta razón, cuando se usa una máquina para moler café el olor se extenderá por todos lados.

Además, al guardar el café en granos enteros se evita la oxidación y la pérdida de sus propiedades. Al moler el café y preparar inmediatamente un cappuccino, sin duda, aprovecharás todas las características que hacen del café una de las mejores bebidas.

Tendrás café más saludable

Sí, muchas veces cuando se compra el café molido, probablemente estés recibiendo un producto al que se le ha añadido conservantes previamente para que pueda durar más tiempo. En este proceso, se pierde mucho del aroma y el sabor, lo que trae como consecuencia que el café sea de una calidad menor. Al comprar la máquina para moler café, sin duda aprovecharás todas las propiedades naturales del café y es mucho más sano.

Podrás seleccionar el tipo de molienda

No hay un solo tipo de molienda, tanto los baristas y los aficionados saben que hay varias formas de moler el café dependiendo de cómo se quiera tomar. Un ejemplo de esto es el caso de las cafeteras de expreso, las cuales deben tener una molienda fina; mientras que el café tradicional se hace con un tipo de molienda mucho más gruesa.

Puedes preparar varias recetas con el mismo grano

Como comentamos anteriormente, algunos tipos de café necesitan de técnicas de molienda diferentes, por lo que si tienes tu propia máquina para moler café, podrás hacer distintas recetas y usar diferentes técnicas del mismo grano.

Con el grano en casa y tu máquina, podrás moler el café con el grosor que prefieras y el que corresponda a cada receta o preparación.

Los expertos coinciden en que no hay nada que se compare con el café en grano, así que al comprar una de estas máquinas estarías aprovechando al máximo el sabor, el olor y la textura.

Artículo anteriorVentajas de comprar puertas de exterior metálicas
Avatar photo
Damion es un inversor de negocios que ha hecho su fortuna en el sector tecnológico. Comenzó como emprendedor en la universidad y rápidamente aprendió las cuerdas de administrar un negocio. Ahora invierte en nuevas empresas y los ayuda a crecer y tener éxito. Damion también es un filántropo y dona generosamente a varias causas. Es un hombre de familia y le gusta pasar tiempo con su esposa e hijos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí